El BEI y DLL unen fuerzas para proporcionar hasta 400 millones de euros para financiar a las pymes en España e Italia

jun. 11, 2020
Notas de Prensa

El Banco Europeo de Inversiones (BEI))ha facilitado financiación por valor de 200 millones de euros a DLL, una compañía internacional de financiación de activos íntegramente participada por el grupo Rabobank y especializada en la financiación de equipos y tecnología, con el objetivo de apoyar a las pymes y de contribuir a una economía más sostenible. Como parte del acuerdo, DLL aportará otros 200 millones de euros, lo que permitirá poner a disposición de las pymes de España e Italia 400 millones de euros. Se trata de dos países cuyas economías se han visto profundamente afectadas por la crisis sanitaria y económica provocada por la COVID-19, por lo que las empresas locales se beneficiarán en gran medida de este programa.

Esta financiación del BEI reforzará la capacidad de DLL para respaldar las inversiones de las empresas, especialmente en los sectores del transporte, la maquinaria y la bioeconomía. DLL aprovechará esta línea de crédito para aumentar su apoyo a las inversiones sostenibles de las pymes españolas e italianas, y específicamente para incrementar su financiación destinada a proyectos centrados en la transición a una economía baja en carbono, uno de los objetivos prioritarios de la actividad de Grupo BEI. Estos proyectos incluyen la instalación de paneles solares, la sustitución de tractores agrícolas autopropulsados y la sustitución de carretillas elevadoras diésel por equipos eléctricos.

Asimismo, el acuerdo permitirá promover el leasing como solución de financiación alternativa a los préstamos bancarios tradicionales. Este tipo de financiación es particularmente beneficiosa para las pymes, que suelen tener recursos de capital limitados y dificultades para aportar garantías suficientes para que los bancos comerciales les concedan préstamos, especialmente momentos de crisis. Las empresas que accedan a esta línea podrán recibir financiación con plazos y tipos de interés favorables.

Muchos de nuestros clientes están pasando por momentos difíciles y lidiando con la incertidumbre comercial. DLL tiene una trayectoria impecable de colaboración y siempre hemos estado al lado de nuestros clientes, apoyándolos en los buenos y malos momentos. Estamos encantados de poder atender a través de esta operación del BEI a un nutrido grupo de pymes españolas e italianas, así como de reforzar nuestras ambiciones de sostenibilidad, apoyando proyectos que contribuyan a una economía baja en carbono "
Notas de Prensa

Esta es la tercera operación que el BEI lleva a cabo en colaboración con DLL y la primera con esta entidad con un componente específico de sostenibilidad en España e Italia. Las empresas españolas tendrán acceso al 65 % de este mecanismo de financiación, mientras que las firmas italianas tendrán acceso al 35 %.

La vicepresidenta del BEI, Emma Navarro, responsable de las operaciones del BEI en España y de la acción por el clima del Banco, ha declarado: “El apoyo a las pymes es una de las prioridades del Grupo BEI, especialmente en una coyuntura tan difícil como la actual, en la que las pequeñas empresas se han visto muy afectadas por el impacto económico del COVID-19. De ahí la importancia de este acuerdo que permitirá facilitar financiación adicional a las pymes españolas e italianas. Gracias a esta operación, estas empresas podrán acceder a nuevas líneas de crédito para mantener su actividad e impulsar su negocio para crear puestos de trabajo, al tiempo que contribuyen a una recuperación económica ‘verde’ en la Unión Europea”.

Por su parte, Luca Nuvolin, director general para Italia y jefe de la región sur de DLL, ha indicado: “Muchos de nuestros clientes están pasando por momentos difíciles y lidiando con la incertidumbre comercial. DLL tiene una trayectoria impecable de colaboración y siempre hemos estado al lado de nuestros clientes, apoyándolos en los buenos y malos momentos. Estamos encantados de poder atender a través de esta operación del BEI a un nutrido grupo de pymes españolas e italianas, así como de reforzar nuestras ambiciones de sostenibilidad, apoyando proyectos que contribuyan a una economía baja en carbono”.